Aguas revueltas en Mataelpino

Paisaje_Madrid

Los ecologistas rechazan la construcción de un colegio en una zona protegida.

Desde el Ayuntamiento se les culpa del retraso de los trámites para el centro educativo Sí a la construcción de un nuevo colegio público en Mataelpino pero no a que esta infraestructura se levante en un terreno protegido, “una dehesa de fresnos y robles que forma parte del escaso patrimonio arbóreo en zona urbana”.

Es el resumen de la postura que la Asociación Salvemos Mataelpino (SALMA) mantiene desde que en mayo del año pasado el Ayuntamiento de El Boalo, Cerceda y Mataelpino, que dirige Carmen Díaz, firmara un convenio urbanístico para obtener terrenos para la construcción de ese colegio.

El convenio supone la cesión al Consistorio de una parcela de 5.695 metros cuadrados de terreno en el denominado Sector 4-5 M (en total, 95.000 metros cuadrados) para el centro, además de 2.628 metros destinados a zonas verdes.


El pasado 28 de noviembre se aprobó inicialmente el Plan Parcial para este sector, que será sometido a información pública hasta el 13 de enero. Además del colegio, también están previstas viviendas sociales y vivienda libre.

Desde la Asociación se denuncia que, precisamente, serán las dotaciones públicas las que se levantarán en los terrenos afectados medioambientalmente “dejando el suelo libre de árboles para construir chalets”.

En sus alegaciones tanto a la firma del convenio urbanístico como al Plan Parcial, la Asociación, aseguran sus responsables, defiende la misma postura: “dentro del mismo sector existe una zona no arbolada con la suficiente superficie para la construcción del centro, un área bien comunicada y situada en un entorno más seguro”.

La asociación ecologista ha acusado a la alcaldesa del municipio, Carmen Díaz, de estar responsabilizándoles del retraso en la construcción del centro educativo. “En una reunión con los padres de alumnos afirmó que tanto la construcción del colegio como la subvención peligran por culpa de SALMA”.

Algo que la Asociación califica de “absolutamente falso”. Al contrario, recuerdan que en todo momento se han limitado a denunciar los problemas medioambientales que tiene la parcela elegida, aseguran que afectada por las limitaciones del PORN del Parque del Guadarrama y a la Ley de Protección del Arbolado Urbano y se preguntan de dónde viene la insistencia por construir el centro en una zona protegida, “lo que sólo puede retrasar el proyecto”.

El Telegrafo 50106, M.C.

El Telegrafo 50106, M.C.

Un pensamiento en “Aguas revueltas en Mataelpino

  1. salma miente, no busca soluciones, solo hace demagogia, el terreno es privado, esta calificado para construir chalets, como los de su presidenta y vocales, que pagen ellos el terreno donde construir el colegio, o piensan poner ellos un duro pra comprar el terreno que se necesita para hacer el colegio para nuestros hijos, ¿No será que quieren ellos hacerse su casa donde el colegio?
    Esto es una cosa seria, queremos soluciones ciertas y no demagogia el que quiera saber de esta actuacion de Salma que se informe bien, estos no son trigo limpio que intereses tienen para demorar la cosntruccion del colegio de nuestros hijos que respondan El Sr Berzosa Y Carmen Bello

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *